Nuestro Centro

NUESTRO CENTRO

La razón principal de los que trabajamos en este centro es la educación integral del alumnado, creando un buen clima, un ambiente adecuado, para que los alumnos se vayan construyendo como personas activas para la sociedad y con las estrategias que marca la sociedad de la información y comunicación para que den respuesta a los cambios acelerados y tecnológicos que nos rodean. En una sociedad como la nuestra, que cambia tan rápidamente, la enseñanza y la formación están desempeñando cada vez más un papel esencial. Por ello conociendo las exigencias que la sociedad planteará a nuestros alumnos les podremos ayudar a prepararse para “responder” a ellas. Les proporcionaremos las herramientas necesarias para contribuir a su adaptación a los cambios, necesidades y demandas de la sociedad. Nuestro fin como docentes es el desarrollo integral de nuestros alumnos, es decir, el desarrollo de sus capacidades cognitivas, motrices, afectivas, sociales y morales, en un centro abierto a un proceso de mejora continua. Y el fin armónico de mantener una calidad educativa para que nuestros alumnos puedan alcanzar un alto nivel académico, humano y profesional. Se garantizará una igualdad de oportunidades, sin distinción de ningún tipo, actuando como elemento compensador de las desigualdades impuestas por la sociedad, donde realizaremos especial hincapié en la atención a la diversidad, así como una atención psicopedagógica y una orientación tanto académica como profesional. Un modelo de centro que potencia la Tolerancia, la Diversidad afectiva, la Autoestima, la Innovación y la Participación. Para conseguir estos fines y objetivos propuestos es necesaria una autonomía de nuestro centro, adaptándose a las características sociales, económicas y culturales del entorno. Por ello es necesaria la participación de toda la comunidad educativa y la implicación directa de las familias para contribuir a la consecución de estos objetivos. La evaluación de nuestro centro y los diversos elementos de los que consta se realizará constantemente, así como la evaluación de nuestra metodología, la cual será una metodología activa donde el alumno participará en sus procesos de enseñanza y aprendizaje. Es decir, daremos al alumno las orientaciones necesarias y aprendizajes para que sea él quien construya su propio conocimiento a partir de sus conocimientos previos y su experiencia. Recalcando de esta manera la importancia de la educación como un proceso permanente y como algo necesario y clave para adaptarse a la sociedad y participar activamente en ella.